Aunque el futuro de las pensiones es muy incierto…según datos de la Asociación de Trabajadores Autónomos, la mayoría de autónomos acaba cobrando una pensión mínimo, ya que no elige cotizar por el mínimo durante sus años de cotización.

La diferencia entre las pensiones de trabajadores por cuenta propia y ajena es enorme en todas las categorías. La de jubilación, en el caso del autónomo, es un 42% inferior.

Las razones son muy variadas, aunque la primera y más obvia es que una mayor parte del colectivo elige, para cotizar, la base mínima. Según datos de la Asociación de Trabajadores Autónomos ATA, casi 9 de cada 10 elige esta fórmula, “y ello impacta directamente en su jubilación futura”.

ATA cree que sería beneficioso que se destopara la cotización máxima a la que pueden acogerse los mayores de 47 años.

En su día la medida tuvo sentido para evitar lo que en el argot del colectivo se denomina “compra de pensiones”, esto es, cotizar por el máximo a partir de esta edad para cobrar el máximo de jubilación. Sin embargo, y a raíz de las últimas reformas de pensiones, “esto ha dejado de tener sentido porque para el cálculo de la jubilación ya no se van a tomar como referencia los últimos quince años de actividad, sino que el sistema tenderá a contar toda la vida laboral”.

 

Fuente: Síntesis Diaria