Aunque ambos contratos son arrendamientos financieros, son formas de alquiler a largo plazo, la finalidad y los servicios que ofrecen son distintos.

En el caso del Leasing: el empresario o profesional acude a una entidad financiera para obtener financiación para adquirir un bien afecto a su actividad económica. El banco adquiere el bien y lo alquila con opción de compra […]