Las cinco mejores vitaminas para tomar en verano

Cuidar la alimentación durante todo el año es fundamental, pero en verano podemos potenciar el consumo de determinados alimentos para mejorar el cuidado de nuestra piel, nutrirnos más, neutralizar los radicales libres, adaptarnos al calor y fomentar la regeneración cutánea. Estas son las vitaminas que mejor nos vienen en esta época del año.

Vitamina A

Es una vitamina que ayuda a regenerar la piel por lo que en verano es muy adecuada para mejorar la piel dañada por el sol, sobre todo cuando se producen exposiciones durante más tiempo. Además, es buena para tratar las manchas cutáneas, de hecho su nombre es retinol, que tiene contrastados beneficios para mejorar el estado de la piel. Se encuentra en alimentos como zanahorias, lechuga, pimientos o aceite de hígado de bacalao.

Vitamina C

La vitamina C, además de mejorar el sistema inmune y protegernos de infecciones, también ayuda a regular la temperatura corporal y a adaptarnos al calor en verano y también tiene acción beneficioso sobre las arrugas y la calidad de la piel. Está presente en alimentos como frutas cítricas, pimientos verdes y rojos o el kiwi.

Vitamina B

Las vitaminas B son un grupo de nutrientes solubles en agua que tienen muchas funciones importantes en el cuerpo. Juegan un papel esencial en el metabolismo al ayudar a convertir los nutrientes en energía y neutralizan los radicales libres que se producen después de una excesiva exposición solar. Se encuentra en alimentos como las carnes, pescados, hígado, huevos, pan/cereales integrales y la col rizada.

Vitamina D

La vitamina D es fundamental para nuestro organismo, entre otras cosas, para mejorar el sistema inmunológico y absorber el calcio de huesos y dientes y mejorar el estado de la piel. Se obtiene fundamentalmente a través de la exposición solar, pero sin pasarse en verano. Por eso basta con 15 minutos al día, a primeras horas de mañana o luego ya por la tarde sin utilizar protección. Se encuentra en alimentos como los pescados como la trucha, el salmón, el atún y la caballa, así como los aceites de hígado de pescado.

Vitamina E

Es una vitamina que actúa como antioxidante porque ayudar a proteger las células contra los daños causados por los radicales libres. Además, también tiene acción como antihistamínico, por lo puede ayudar a reducir el riesgo de las reacciones alérgicas propias del verano.

 

Leer más: https://www.elnacional.cat/es/salud/mejores-vitaminas-tomar-verano_632444_102.html